Muchas personas se cohíben de viajar o salir de su entorno por creer que no cuentan con dinero suficiente, pero lo cierto es que, si trabajas en función de cumplir tu meta, te lo propones, así ganes poco dinero ¡lo lograrás!

¿Cómo?

Estableciendo un buen plan de ahorro. El viaje es una de las razones principales del ¿Por qué debes ahorrar?, para la cultura latina y europea ¡viajar es un estilo de vida!

Para muchas personas viajar no significa solamente conocer, también significa distracción, relajación e inclusive una forma de autoconocimiento, ya que interactúas con diversidad de culturas y formas de vida, pero alguna vez te has preguntado, ¿Cómo viajar si no tengo el dinero suficiente a mi disposición? O ¿Cómo disfrutar de un viaje con pocos recursos?

No te preocupes, hoy encontraras unas pequeñas técnicas para que el dinero no sea un impedimento para la diversión y distracción que ofrece un buen viaje.

Antes de emprender en un viaje pregúntate, ¿Qué es lo que quieres hacer? Y analiza tu presupuesto, si quieres llegar a un lugar desconocido pensando en ir a comer en restaurant costosos, tomar los mejores vinos o champagne, hospedarte en un hotel cinco estrellas, conocer y gastar en los mejores centros comerciales con un bajo presupuesto, es obvio que debes replantearte ciertas cosas.

¿Qué debes hacer para cambiar esta realidad?

Ahorra dinero antes del viaje

Antes de realizar el viaje debes de tener una base económica, es por ello que puedes optar por ahorrar con meses de anterioridad, en lo cual debes: disminuir tus gastos, planificar tu dinero, de igual forma conocer un poco de educación financiera para poder materializar los hechos.

Fija el tiempo de viaje

Si te vas corto de dinero, no es recomendable que te vayas mucho tiempo, de 8 a 15 días es suficiente para conocer, disfrutar y no aburrirte.

En algunas ocasiones estar lejos de tu casa, ambiente o inclusive el clima distinto por mucho tiempo suele incomodar o hasta aburrir. Debes de tomar en cuenta y analizar ¿Cuáles serán tus gastos? Y ¿Con cuánto dinero cuentas?

Determina el lugar al que deseas viajar

Existen lugares bonitos y económicos que conocer, recuerda lo bonito de lo la vida es disfrutar y aprender de nuevas culturas, todo viaje genera un aprendizaje. Evalúa que lugares se ajustan más a tus gustos o a las experiencias nuevas que deseas vivir.

Siempre los viajes nacionales serán más económicos

Proponte conocer lugares distintos de tu país, ya que los viajes nacionales generalmente suelen ser más económicos, por la sencilla razón de que ¡te ahorras mucho! Y, seguramente te sorprenderás, además aprovecharás mucho el dinero que gastarías en boletos aéreos y no tienes que comprar otra moneda distinta a la nacional, cuyo cambio en ocasiones y dependiendo del Estado puede ser costoso.

Hay países que en un mismo territorio geográfico ofrecen diversas facetas, en un mismo espacio contienen: nieve, selva, playas, ríos, montañas, entre otros.

Ahorra en medios de transporte

Analiza ¿Qué es conveniente? Viajar en avión, barco o vehículo, esto dependerá de los precios de los boletos y servicios del vehículo, compara y establece tus propias conclusiones.

Si viajas por aire, no necesariamente las aerolíneas más caras son las que mejor servicio ofrecen, o las que mejor mantenimiento y cuidado realizan a los aviones. Así que selecciona un pasaje de avión que se adapte a tu presupuesto.

Si va a viajar en carretera, acuérdate de hacerle un chequeo general al vehículo, asegúrate que este en perfectas condiciones, un problema tratado a tiempo puede ahorrarte muchísimo dinero, además, es incómodo solucionar en el camino daños que pudieron haber sido tratados a tiempo (cambio de aceite, frenos, chequeo de motor, cauchos, batería, entre otros).

En caso no de no tener carro propio o si simplemente vas a viajar en autobús, servicios o paquetes ofrecidos, escoge un paquete que se adapte a tu bolsillo y lo más importante procura que el paquete no visite sitios muy costosos, una vez más dales prioridad a los paisajes naturales.

*ANUNCIO

El alojamiento

Localiza una casa, posada o habitación económica, no tienes que buscar la más costosa, existen muchas casas de campo, por ejemplo, que ofrecen un buen servicio con todo lo que buscas y a un excelente precio.

En internet se ofrece por medio de las web, páginas que te facilitan la búsqueda de lugares para alojarte en las distintas partes del mundo, ¡investiga!

Tu alimentación

Si bien es cierto, alimentarse es una necesidad, ¡no puedes dejar de hacerlo! Lo que si puedes hacer es fijar los mecanismos para ahorrar mientras viajas, evita comprar comida en la calle ya hecha, te ahorraras en el pago del servicio y preparación, es preferible hacer mercado, cocinar y comer en el lugar de alojamiento o en su defecto si no tienes otra alternativa  y no dispones de cocina o facilidades para cocinar,  localiza un lugar de comida económica pero que a la vez sea saludable, recuerda ¡tu salud también debes cuidar!

Escoge bien los lugares que deseas visitar

Olvídate de centros comerciales y ferias, los mejores atractivos son los lugares naturales e incluso públicos, así que realiza excursiones o disfruta de la tranquilidad y belleza que ofrece la naturaleza: jardines botánicos, selvas, bosques, parques, zoológicos, Iglesias, plazas, ríos, lagos, playas, Montañas, teleféricos, miradores, entre otros.

Aprovecha las tarjetas de Crédito

Las tarjetas de Crédito son una excelente alternativa para comprar y pagar tus gastos, ¡utilízalas! pero procura no excederte, ya que mientras más gastes más serán los intereses que deberás pagar al banco. Si no cuentas con dinero suficiente visita nuestra página web y consigue el préstamo que más se ajusta a tus necesidades.

Evita gastar dinero en objetos innecesarios

La mayoría de los viajeros tienen la costumbre de comprar recordatorios de viajes, tal como artesanía u objetos identificativos del lugar, para obsequiar a familiares y amigos, ¡los mejores recuerdos de un viaje son los que quedan en la mente!, evita comprar y gastar innecesariamente.

Hay opciones de trabajo que te permiten ganar dinero mientras recorres el mundo, ¡si tu trabajo te lo permite, haz ingresos inteligentemente y piensa en todas las posibilidades existentes!